viernes, 14 de marzo de 2008

Gerda


Hay muchas y muchos Gerda Taro(s) sueltos por ahí y nunca serán reconocidos, la gente solamente se acordará de Friedman e incluso la gente creerá que él era Robert Capa. Creerá ciegamente que Robert Capa era solo un fotoperiodista y no un ente, formado por dos personas. La gente se colgará fotos en sus cuartos del miliciano disparado, hablarán en reuniones sociales de la fundación de la Agencia Magnum.

La gente no se acordará de la muerte por aplastamiento de tanque de Gerda Taro.

La gente es imbécil.


3 comentarios:

Galadriel dijo...

Hola! Como has dado con mi blog? Nos conocemos?
Gracias por molestarte en dejarme un comentario.
Un beso.

valeriomoreaz dijo...

pues como no especifiques más, pq aqui escribimos seis personas...

.JL. en los afelios dijo...

No, no lo sabran,
ni tampoco que vino huyendo de la Alemania nazi y a luchar por la libertad, por nuestra libertad.
Y que murió en Brunete, aquí al lado, luchando con su Leica,
que triste...

Gracias por decirlo.

Jl.